Síguenos:

Indicios de que el tanque de una fosa séptica está lleno

Fosa séptica llena

Tanque fosa séptica lleno

Una de las dudas más habituales entre quienes hacen uso de una fosa séptica es cómo saber si el tanque está lleno.

Las fosas sépticas se utilizan para tratar el agua en aquellas zonas donde no llegan las redes de suministro sanitario, y consisten en pozos ciegos con una capacidad limitada donde se van acumulando limo y otras sustancias presentes en el agua, lo que hace que deban vaciarse periódicamente.

El vaciado de la fosa es fundamental para que los desagües sigan funcionando con normalidad y no se produzcan malos olores. Por eso, en este artículo te contamos todos los indicios y señales que te permitirán saber que tu fosa séptica está llena y ha llegado el momento de vaciarla.

En Desatoros Lidesa S.L. somos una empresa habilitada para realizar el vaciado y la limpieza de fosas sépticas. Este servicio solo deben hacerlo empresas habilitadas, debido a la gran cantidad de gases nocivos que pueden llegar a expulsar una fosa séptica

¿Cuándo debo vaciar mi fosa séptica?

A continuación, se enumeran los indicios más característicos de que una fosa séptica tiene el tanque lleno:

  1. En primer lugar, se comienzan a percibir malos olores en la vivienda y alrededores, provenientes de la fosa séptica. Estos se harán más intensos y desagradables al acercarnos a la misma, y es un indicador de que el sistema de drenaje está lleno y hay que vaciar la fosa.

  2. Formación de charcos de agua en la zona de drenaje de la fosa: Esta acumulación suele indicar que el tanque está lleno de material sólido, lo que señala  su vez un atasco en las tuberías, que pierden agua que se filtra a la superficie.

  3. Los sistemas de drenaje no funcionan con normalidad: Si el desagüe de la ducha o el WC no funciona con la velocidad adecuada, es muy posible que la fosa séptica esté llena y no pueda procesar el agua que llega correctamente.

Estas son claras señales de que ha llegado el momento de vaciar la fosa séptica. Además, también puedes fijarte en otros signos que pueden indicar que el tanque se ha desbordado, como si el césped o hierba alrededor de la fosa está creciendo más rápido debido al excedente de agua que le sirve como fertilizante.

¿Se puede vaciar la fosa séptica con menos frecuencia?

Ya que el vaciado de fosas sépticas es una de las labores de mantenimiento periódicas que requiere una fosa séptica, muchos usuarios de este sistema de tratamiento de agua se preguntan si es posible espaciar los vaciados y hacerlos con menos frecuencia.

La respuesta es que sí. Existen productos en el mercado que ayudan a que la descomposición de materia orgánica que tiene lugar dentro de la fosa séptica se lleve a cabo con más eficacia, disminuyendo tanto la formación de malos olores como aumentando la frecuencia de vaciado.

Estas sustancias se basan en composiciones bacterianas que, además de vaciar la fosa con menos frecuencia, ofrecen otras ventajas como mejorar la calidad del vertido y ayudan al correcto funcionamiento de la fosa al reiniciar su función tras cada vaciado.

¿Cómo se vacía una fosa séptica?

Lo primero que debemos recordar siempre antes de explicar cómo se hace el vaciado de una fosa séptica, es que esta tarea nunca debe realizarse por personal no cualificado, es decir: nunca vacíes una fosa séptica por tu cuenta. Esta advertencia se debe a que los gases que emanan de las fosas durante el vaciado son letales y ya se han cobrado numerosas vidas.

Por ello, es fundamental contratar empresas especializadas en este servicio que cuentan con el material y los conocimientos para vaciar fosas sépticas con total seguridad. Ahora que sabes esto, podemos pasar a describir cómo se hace el vaciado de estos tanques:

  1. En primer lugar, los profesionales de la empresa de vaciado contratada llegarán con un camión llamado barredora aspiradora, que está especialmente equipado con potentes bombas para tareas de limpieza de gran calibre, como vaciado de alcantarillado.

  2. Una vez da comienzo el servicio, los operarios aseguran el perímetro y utilizan los equipos de protección individual adecuados para trabajar en la fosa séptica y realizar el vaciado.

  3. A continuación, se lleva a cabo el montaje de la manguera que comunicará la fosa séptica con el camión. La distancia entre camión y fosa es variable, pudiendo alcanzar los 100 metros, sin embargo, mientras más cerca se pueda colocar la barredora aspiradora, más sencillo y rápido será el proceso.

  4. En este momento, es cuando se abre la fosa séptica y comienza la aspiración de lodos y los residuos de la fosa van pasando al depósito del camión.

  5. Una vez aspirada la mayor parte del contenido, se deja un poco de agua en el tanque de la fosa para que ésta pueda reiniciar correctamente su funcionamiento. Para ello, es muy útil, como hemos comentado, utilizar los activadores microbianos de fosa séptica.

Ahora que ya conoces en detalle cuándo y cómo tiene lugar el vaciado de una fosa séptica, recuerda que es imprescindible contar con el servicio de profesionales experimentados como los que conforman el equipo de Lidesa.

Con un protocolo de acción que incluye la eliminación totalmente segura de gases nocivos, así como la aplicación de agua a presión para favorecer un vaciado rápido y eficiente, ponemos a tu disposición un servicio líder en vaciado de fosas sépticas de cualquier volumen.